Marketing Digital: Somos parte de la solución

Marketing Digital: Somos parte de la solución

Hace unos días estaba dando una clase a un grupo de alumnos de relaciones públicas. Me tocó explicar qué es el marketing digital. Esto me llevó a pensar algunas cosas, entre ellas, por qué los “marketineros” dividen lo digital de lo analógico (aunque personalmente me gusta más hablar de online y offline). 

Cuando comencé a explicar, abrí con la pregunta: “¿Qué es para ustedes el marketing digital?” y una de las respuestas que me dieron fue “Lo nuevo”. Acá es dónde me pongo a pensar: ¿Es realmente lo nuevo el marketing digital? ¿Hay que separarlo del marketing tradicional?

Bueno, yo creo que la respuesta es no. El marketing digital es simplemente la aplicación (y adaptación) del marketing, que según Phillip Kotler podemos definir como: “el proceso social y administrativo por el que los grupos e individuos satisfacen sus necesidades al crear e intercambiar bienes y servicios”. La parte que más me gusta de la definición es la de “proceso social”. ¿Hay algo más social que la web 2.0?

Entonces, tomando esta definición, el marketing digital sería todo eso, pero aplicado en internet. Es, simplemente, una adaptación. Kotler habla de las 4 (o 5 en este caso) P del marketing: Producto, Precio, Plaza y Promoción. Pero le agrega el carácter social “Persona”. Sin personas, no hay marketing. Ahora bien, ¿Dónde están las personas? Se estima que las personas pasan 5 horas por día en internet. Si pensamos que uno duerme unas 8 horas, de las 16 restantes, casi 1/3 las pasamos en internet (el 31% de nuestro tiempo).  De esta forma es que los marketineros se dieron cuenta de que hay que estar en internet: no podemos desaprovechar esas 5 horas que todos pasan en internet.

Lo que me gustaría aclarar es esto. Uno crea una estrategia de marketing, pero sin dejar de lado “la parte” digital. O sea, mi parte de promoción debe incluir todas las acciones a realizar en redes sociales, e-mail marketing y sitio web. La plaza tiene que tener incluido lo que es la venta por e-commerce. El precio del producto tiene que tener sentido si lo vamos a incluir en ofertas digitales. El marketing simplemente se adaptó: no es un nuevo marketing, no es distinto. 

También se suman algunas cosas nuevas debido al cambio de mentalidad del prosumidor (consumidor+productor). Estas son las 4 C: Consumidor, Costo, Conveniencia y Comunicación. Esto es PARTE de las 4 P iniciales, no una nueva teoría. El consumidor tiene que estar contemplado en toda estrategia de marketing, qué quiere, dónde está, cómo habla, cómo lo contacto. En internet es más simple conocer a nuestro consumidor porque él mismo se auto-segmenta (diciendo en Facebook qué cosas le gustan, por ejemplo). El costo está pensando desde el punto de vista del consumidor: ¿Cuánto le cuesta obtener el producto/servicio? ¿Qué gana? ¿Qué pierde? Hay que pensar en ello. La conveniencia es qué tan fácil puede llegar al producto. Si lo llevan a domicilio, si lo tiene que ir a buscar, si paga más, pero se lo traen, si lo traen gratis, etc. Por último, la comunicación. El consumidor está entablando conversaciones de manera digital y hay que escucharlo. Hay que saber qué dice y cómo para poder darle una respuesta y mejorar la interacción con las personas (¿Recuerdan a Kotler?). 

En mi opinión, el marketing debe incluir al “marketing digital” como algo natural dentro de sus filas. No se puede pensar una estrategia de marketing sin pensar en internet en el año 2014.

¿Qué piensan?    

Hector arley (no verificado) hace 3 años pensó que:

El marketing digital en poco tiempo sera tendencia, ya que el relevo de los puestos de trabajo por personas que siempre han estado conectadas y que conocen la importancia de este nicho , permitira que todas las empresas evolucionen digitalmente. Un saludo digital.

Añadir nuevo comentario